junio 19, 2024

EMPREFINANZAS

ABRIENDO NUEVOS CAMINOS HACIA LA INFORMACION

¿Qué son las articulaciones y cómo funcionan?

Ciudad de México, 8 de febrero de 2021.

Seguramente has escuchado acerca de las articulaciones más de una vez, pero sabes ¿qué son?, ¿dónde se encuentran? y ¿cómo funcionan? Las articulaciones son la unión de los huesos, es decir, lo que permite mantener unido al esqueleto.

Además, son las que brindan movimiento en el cuerpo, así como las que proporcionan flexibilidad al mismo. Todo esto lo realizan mediante la apertura o cierre de éstas, lo que permite movimientos más complejos.  

Están compuestas por cartílagos, los cuales son tejidos que cubren las articulaciones y ayudan a reducir la fricción del movimiento; así como por un tejido que produce un líquido transparente y pegajoso que recubren las articulaciones llamado membrana sinovial; y por ligamentos, que les brindan sostén y las limitan, es decir, que moderan los movimientos para evitar lesiones.

Por otro lado, los tendones también forman parte de las articulaciones, y al igual que los ligamentos, controlan el movimiento, además de unir a éstas con los músculos. Por su parte, existen cavidades llenas de fluidos entre los huesos y ligamentos que ayudan a amortiguar la fricción de la articulación, y finalmente los meniscos, parte curva del cartílago de la rodilla y otras articulaciones.

Por su parte, existe una clasificación que permite identificarlas:

Articulaciones esféricas:

Ofrecen una mayor libertad en los movimientos. Algunos de los huesos que tienen este tipo de articulación son las caderas y los hombros, en que el extremo redondo de un hueso largo encaja en el hueco de otro hueso.

Articulaciones de bisagra:

Permiten el movimiento en una sola dirección, tales como las rodillas y los codos.

Articulaciones pivotantes:

Proporcionan los movimientos giratorios o de rotación, como cuando la cabeza gira de un lado a otro, o se mueven las muñecas en círculos.

Debido al gran funcionamiento que tienen en nuestro cuerpo, se derivan una gran cantidad de problemas articulares que pueden desarrollarse ya sea a través de lesiones o bien, por el desgaste natural propio de la edad, entre ellas, las más comunes son la artritis y osteoartritis.

Por ello, si has tenido lesiones previas o bien, eres mayor de 55 años, te recomendamos asistir con un especialista para que haga una revisión médica de tus articulaciones y estructura ósea, y así, descartar posibles lesiones o desgastes, o en su defecto, que te brinde un tratamiento de acuerdo a tus necesidades.  

Fuentes:  Huesos, músculos y articulaciones. Anatomía de una articulación.  

Para más información: Danya Martínez, dmartinez@llorenteycuenca.com