mayo 26, 2024

EMPREFINANZAS

ABRIENDO NUEVOS CAMINOS HACIA LA INFORMACION

El herbicida glifosato no es carcinogénico

Ciudad de México, 15 de diciembre de 2020.

Por: Juan García Heredia

*COFEPRIS lo dice en el Catálogo de Plaguicidas: UMFFAC

*Ilógico y absurdo que el gobierno federal lo haya prohibido

Estudios con ratas determinaron que el herbicida glifosato no favorece la aparición de cáncer como se ha asegurado en diversos ámbitos de México, reveló el sector agroquímico del país, basándose en el catálogo de plaguicidas de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS).

De hecho, tal información contradice versiones de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT), la cual publica en su página de internet que “numerosas investigaciones científicas documentan los efectos nocivos del glifosato en la salud humana, la fauna y el ambiente. La industria que lo produce enfrenta decenas de miles de demandas por haber generado cáncer”.

Sin embargo, la Unión Mexicana de Fabricantes y Formuladores de Agroquímicos (UMFFAC) dio a conocer que, en el Catálogo de Plaguicidas vigente y publicado por la COFEPRIS, el glifosato está clasificado como “no carcinogénico” basado en estudios con base en exposición crónica en animales.

El objetivo de dicho Catálogo es “ayudar al buen uso y manejo de estos productos en las áreas de empleo: agrícola, forestal, pecuario, doméstico, urbano, industrial, salud pública y en jardinería”, señala la UMFFAC, cuyo presidente electo y vocero es Luis Eduardo González Cepeda.

De acuerdo con esa agrupación, en el Anexo I del Catálogo de Plaguicidas donde se encuentra la información toxicológica con relación al uso agrícola, urbano y en jardines, se señala que el glifosato está “clasificado como no carcinogénico”. Esta conclusión se basa en estudios científicos de exposición crónica en ratas. Estos animales son los más utilizados, en todo el mundo, para investigar la posible toxicidad de agroquímicos y realizar posibles extrapolaciones a humanos.

La información consignada en dicho catálogo debe seguir siendo la base para la toma de decisiones de tipo regulatorio, puesto que se basa en evidencia científica y no en decisiones arbitrarias y de carácter subjetivo, dijo González Cepeda.

Recordó que en el proyecto de decreto publicado el 9 de diciembre del presente año por la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria, se instruye a la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural y a la SEMARNAT para encontrar otras alternativas al glifosato, incluyendo “otros agroquímicos de baja toxicidad”.

“Es absurdo lo que hace el gobierno”, puntualizó agregando: “Para qué buscan lo que ya tienen, si la COFEPRIS tiene clasificado al glifosato en la categoría de más baja toxicidad para qué lo prohíben, es totalmente ilógico lo que están haciendo”.

En otro aspecto, según el dirigente, la prohibición del glifosato podría incrementar hasta en 25 veces los costos en el control de la maleza.

Pidió a los titulares de SEMARNAT, COFEPRIS y CONACYT que incorporen en su proceso de deliberación y toma de decisiones toda la información científica disponible que hay en México y el mundo, y que incluyan a los fabricantes, distribuidores del glifosato, pero sobre todo a quienes lo utilizan cotidianamente en el campo para tener una alta productividad de alimentos.

Juan, juanitogarciaheredia@gmail.com